Santiago de Cuba,

Concluye en Santiago de Cuba curso de anillamiento de aves

21 November 2023 Escrito por 

El curso de anillamiento científico de aves impartido por los especialistas de ornitología del Centro Oriental de Ecosistemas y Biodiversidad (Bioeco) concluyó este viernes en Santiago de Cuba. A pesar del comportamiento del tiempo, el objetivo principal fue cumplido porque se logró capacitar a los participantes con técnicas teóricas de anillamiento científico que les permitirán ir ganando en conocimiento en la actividad de monitorio y participar en las que realiza el centro mensualmente.

Además, de la mano de los especialistas de Bioeco: el Dr.C Freddy Rodríguez, coordinador del curso, la MsC. Carmen Plasencia, jefa del departamento de Biología Vegetal y Leydis Sánchez, bióloga, así como dos investigadores alemanes pudieron ver cómo se manipulan las especies capturadas para obtener la información de estas, siempre velando por la integridad y seguridad de las aves y los humanos, principios fundamentales de los estudios de monitoreo.

Según explicó Freddy, ornitólogo, investigador de Bioeco y al frente de la Estación de Anillamiento Juan CristóbalGundlach este será el primer curso de otros planificados en el que los estudiantes irán ganando en conocimiento hasta obtener una Licencia que los acredite para poder desarrollar el anillamiento científico de aves.

IMG 20231115 WA0027

Detalló el científico que a nivel nacional existe poco conocimiento sobre la estrategia de muda de las aves cubanas, de la longevidad, demografía de las poblaciones y la fenología de la emigración de aquellas que pasan por el país, entre otros temas que son de interés para el estudio y conservación de la especie, de ahí la importancia de la labor que desempeña Bioeco, la cual ya suma 13 años de monitoreo constante.

“Para obtener estos resultados hay que pasarse como mínimo 10 o 15 años estudiando las poblaciones de aves para poder empezar a determinar tendencias y saber si estas se deben a procesos naturales o si están fluctuando en dependencia de alguna variable como cambio climático, dijo Freddy.

“Entre los resultados obtenidos tenemos poder conocer la longevidad de las aves cubanas, por ejemplo en nuestra Estación tenemos aves que son tan longevas como la instalación, el record lo tiene el ave migratoria Candelita con 12 años, es decir, rompió el record de longevidad de la especie que se conocía hasta ese momento en el mundo.

“En cuanto a las aves nacionales los records de longevidad que Bioeco establece son los que se conocen para la especie, ya que no ha habido monitoreos en Cuba con la periodicidad y constancia como lo hace la entidad de ciencia.

“Esto requiere mucho anillamiento, estudio, esquema de anillamientos funcionando de manera coordinada en el tiempo para poder documentar adecuadamente todos estos
procesos de las poblaciones de aves”, destacó Freddy.

El investigador explicó también que después del huracán Sandy se hizo un análisis de datos y detectaron una mayor movilidad de las especies debido a que perdieron su habitad, los árboles se quedaron sin hojas, y eso se traduce en que se quedaron sin comida para muchas de las aves; entonces estas ampliaron su rango de habitacional en respuesta a estas carencias.

IMG 20231115 WA0026

Estos comportamientos es bueno conocerlos para saber cómo responden las poblaciones de aves en cuanto a fenómenos meteorológicos, pero también a aquellos que son causados por el hombre. El anillamiento aporta mucha información como el grado de dispersión de las aves por hábitat, la dispersión posnatal de los pichones una vez que salen del nido y estudios de territorialidad combinado con anillos de colores. El anillo que se les pone a las aves es como el carné de identidad, con un número de serie consecutivo y con el nombre de Bioeco.

Todos estos elementos constituyen aportes significativos de la entidad santiaguera a la ciencia cubana ya que son pocos las entidades científicas en el país que realizan el monitoreo de aves.

Cabe destacar que instituciones como Ecovida en Pinar del Río, Laguna de Mayas en Matanzas, Cesam de Villa Clara y la Facultad de Biología de la Universidad de La Habana la realizan solo en los meses de emigración. De estos, cuatro utilizan anillos de Bioeco.

La belleza faunística y florística de la Reserva Ecológica Siboney-Juticí, Estación científica Emil Racovitza, los acompañó en esta aventura en que pudieron estar en contacto directo con la naturaleza.

  • Compartir:
0 Comment 652 Views
Yanet Alina Camejo Fernández

Email This email address is being protected from spambots. You need JavaScript enabled to view it.

Escribir un Comentario

We use cookies to improve our website. Cookies used for the essential operation of this site have already been set. For more information visit our Cookie policy. I accept cookies from this site. Agree