Santiago de Cuba,

Mientras tenga fuerza y esté en este mundo vendré siempre

03 January 2023 Escrito por 

No sé si es la vida, la casualidad o la profesión que me ha dado la posibilidad de que curiosamente pueda  conversar con personas que aunque ya carguen sobre sus hombros el peso de los años, sienten la responsabilidad de cumplir con sus ideales heredados de generación en generación de la que fueron parte sus ancestros.

Esta vez quiso la providencia que tras la salida de la Caravana de la Libertad, como cada año de la Avenida de los Libertadores, en el área cercana a la otrora posta tres del antiguo Cuartel Moncada, hoy Ciudad Escolar 26 de Julio, me encontrara con una señora que sin saber quién yo era, con los ojos ‘aguados’ y la voz temblorosa, me comentó: “todos los años vengo a despedir la ‘Caravana”.

Con esa espontaneidad que tenemos como virtud los santiagueros, me dijo: “Soy profesora del preuniversitario Rafael María de Mendive, y año por año siento la obligación de venir a despedir a los niños y jóvenes que reeditan la ruta de Fidel en esa histórica Caravana de la Libertad.

“Y no por reiterado ese acto histórico dejo de emocionarme, esta vez aún más cuando escuché el himno de la Campaña de Alfabetización; yo fui brigadista en aquellos momentos tan terribles y peligrosos que existieron mientras duró la ‘Campaña’.

“Pero los responsables nos cuidaron con mucho celo, tanto que se logró el objetivo propuesto por Fidel, librar a Cuba del analfabetismo. En mi caso mi familia no quería que me fuera a alfabetizar por los peligros a los que me iba a enfrentar, finalmente logré que me autorizaran.

“Hoy me siento orgullosa de haber participado y dado mi contribución en esta tarea éramos casi niños y cumplimos con el mandato de Fidel; como se dice actualmente cada joven tiene su momento histórico y ese fue uno de los tantos que tuvimos los jóvenes de aquella época”.

Con más de 70 años Silvia Santos Castillo, sentenció que se siente con el deber de llegar hasta aquí cada 2 de enero y  agregó: “Siempre he venido, con mis alumnos y lo seguiré haciendo mientras tenga fuerzas y esté en este mundo.

Casi al concluir el diálogo le comenté que era reportera del Sierra Maestra, y para mi sorpresa me dijo: “yo tuve una maestra en 3er grado que nunca me he olvidado de ella se llamaba Olga Puertas, creo que la hija dirige ahí en el periódico, era muy buena maestra, mire la edad que yo tengo y nunca me he olvidado de ella ni de sus clases. Dele saludos de mi parte”, concluyó la anciana.

Historias de hombres y mujeres como la maestra o quizás la profe Silvia Santos Castillo, hay muchas entre los santiagueros que bien merecen ser contadas por muy insignificante que nos parezcan, cada uno de esos pedacitos de recuerdos nos demuestran que Santiago es Santiago y seguirá siendo Santiago, no por gusto Fidel le agradeció a esta tierra de hombres y mujeres rebeldes cuando sentenció: ¡Gracias Santiago!

  • Compartir:
0 Comment 791 Views
Angela Santiesteban Blanco

Email This email address is being protected from spambots. You need JavaScript enabled to view it.

Escribir un Comentario

We use cookies to improve our website. Cookies used for the essential operation of this site have already been set. For more information visit our Cookie policy. I accept cookies from this site. Agree